¿Qué es vivir desde el corazón?

Quiero que iniciemos preguntándote lo siguiente:

¿Cuánto llevas viviendo desde tu mente y dirigiendo tu vida solo desde la racionalidad?
¿Será que algunas cosas no funcionan bien en tu vida hoy porque estas olvidando que NO solo eres mente?
¿Sabías que el corazón se comunica con el cerebro por 4 vías?
¿Sabías que el corazón tiene un campo electromagnético 100 veces más potente que el cerebro?

Vivir desde el corazón es encontrar el equilibrio que te permitirá mantener una coherencia interna y ser más libre.

Para nuestra marca María Emma Martínez la libertad es la base de la felicidad pero JAMAS podremos lograr algo si en nuestra mente no hay un concepto CLARO, DEFINIDO y ESPECÍFICO de que es la libertad para ti, entonces debemos iniciar por ahí.

Cuando hablamos de ser libres significa tener la capacidad de decidir lo que quieres y lo que no quieres para tu vida, pero cuando esas decisiones están atadas a situaciones que no has perdonado de tu pasado realmente no hay libertad.

Tomar decisiones significa tener el control de tu vida y esto te sirve para ser auténtico y ser auténtico significa ser único y ser único significa que mereces ser amado a pesar de tus errores, vivimos contándole a los demás una historia acomodada y justificada de lo que somos para ser aprobados y sentir que merecemos siendo dignos de amor.

Somos libres y felices el día que decidimos PERDONAR y AUTOPERDONARNOS porque al hacerlo abandonas toda esperanza de un pasado mejor y haces las paces con la vida porque no funcionó como TU querías, es así como encuentras tu verdad y con ella tu libertad.

Con Einstein aprendimos que la verdad es relativa, podemos decir que existen tantas verdades como seres humanos, el punto es que cada uno de nosotros tiene el poder de elegir que verdad se quiere contar de sí mismo porque tanto “si crees que lo eres como si crees que no lo eres, estas en lo cierto”

Si quieres ser libre y tomar el control de tu vida INICIA VIVIENDO DESDE TU CORAZÓN, DEFINE TU CONCEPTO DE LIBERTAD, PERDONA.

Ir arriba